Líderes mundiales condenan «cobarde» atentado contra jóvenes de Manchester

0
58
Los reyes de España
Los reyes de España, en un acto en Barcelona desde donde manifestaron  su»solidaridad y afecto con el pueblo británico» ante la tragedia de Manchester.

EFE.- Líderes e instituciones de todo el mundo condenaron hoy el «bárbaro» y «cobarde» atentado terrorista del lunes en Manchester a la salida del concierto de la cantante estadounidense Ariana Grande, al que asistían varios miles de niños y adolescentes.

 

El ataque suicida, en el que murieron 22 personas y que ya ha sido reivindicado por el Estado Islámico (EI), provocó la inmediata reacción de la Casa Real Británica, y tanto la reina Isabel II como su hijo Carlos ofrecieron sus «condolencias» a los afectados.

En un comunicado la soberana agradeció la «profesionalidad y atención» de los servicios de emergencia que participaron en las tareas de rescate, mientras que el heredero al trono británico expresó su «intensa tristeza» por el hecho de que tantos jóvenes perdieran la vida «en esta atrocidad tan aterradora».

El papa Francisco transmitió también su tristeza por el «bárbaro ataque» y manifestó su «solidaridad» con las víctimas y sus familias.

«Su Santidad el papa Francisco quedó profundamente entristecido al conocer las heridas y las trágicas pérdidas de vida causadas por el bárbaro ataque en Manchester», según un telegrama enviado por el secretario de Estado, Pietro Parolin, en nombre del pontífice.

Desde Jerusalén el presidente estadounidense, Donald Trump, telefoneó a la primera ministra británica, Theresa May, para ofrecerle ayuda en la investigación del atentado de Manchester, que tachó de «sin sentido y depravado».

El magnate recordó a May que los estadounidenses «están del lado del pueblo británico» y que seguirán «luchando contra el terrorismo».

Enérgica reacción tuvo también el presidente de Rusia, Vladímir Putin, quien calificó el ataque de «cínico e inhumano». «Confiamos en que sus organizadores no eludirán el castigo que merecen», escribió el jefe del Kremlin a Theresa May.

Desde Barcelona el rey de España Felipe VI expresó su «solidaridad y afecto con el pueblo británico» por el «terrible atentado» perpetrado anoche.

«El pueblo británico sabe que cuenta con el apoyo incondicional de España para luchar contra la violencia terrorista, con la fortaleza del Estado de derecho y el espíritu democrático que rige nuestras estrechas relaciones de amistad», señaló.

En pleno proceso de salida británica de la Unión Europea (UE) los organismos continentales no tardaron en solidarizarse con las víctimas de Manchester.

«Mi corazón está en Manchester esta noche. Todos nuestros pensamientos con las víctimas», escribió en Twitter el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, mientras que el de la Comisión (cuya sede lucía hoy las banderas a media asta), Jean-Claude Juncker, reiteró el compromiso europeo en la lucha contra el terrorismo tras lo que calificó de «ataque cobarde».

La ONU y la OTAN, por medio de sus respectivos secretarios generales, António Guterres y Jens Stoltenberg, condenaron el «horrible ataque terrorista», como lo calificó el portugués.

«Mis pensamientos están con los jóvenes y todos los afectados en el bárbaro ataque de Manchester», destacó el noruego.

Francia, Alemania o Grecia también mostraron su repulsa por el ataque suicida.

Así, el presidente francés, Emmanuel Macron, aseguró haber conocido la noticia «con tristeza y consternación»; la canciller alemana, Angela Merkel, dijo que era «inconcebible que alguien use un alegre concierto de pop para matar a mucha gente o causarles heridas graves»; y el primer ministro griego, Alexis Tsipras, expresó su «solidaridad» con las víctimas del «atroz ataque».

Más allá fue el primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, quien confirmó que del próximo G7, que se celebrará los días 26 y 27 en Taormina (Sicilia), «saldrá un mensaje fuerte contra el terrorismo».

Varios países árabes, entre ellos Egipto, Arabia Saudí, Catar, Emiratos Árabes Unidos y el Líbano, y Al Azhar, la institución más importante del islam suní, también mostraron su repulsa por el ataque.

 

De norte a sur toda América condenó el atentado

 

Chile fue uno de los primeros países en reaccionar anoche, tras el ataque. Un comunicado de la Cancillería acercó la «solidaridad» del país austral hacia las víctimas y rechazó «el terrorismo en cualquiera de sus formas».

Por su parte, el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, dijo estar «desolado» y que seguirá, junto a sus aliados, luchando contra «el terrorismo en sus muchas formas».

Paraguay, México, Argentina, Uruguay o Bolivia también condenaron el atentado.

Muy afectada por la tragedia que ocurrió al final de su concierto en Manchester, la cantante Ariana Grande anunció hoy la suspensión de su gira y expresó su dolor por el ataque.

«Rota. Desde el fondo de mi corazón, lo siento mucho. No tengo palabras», escribió la estrella del pop en la red social Twitter nada más conocer el alcance del atentado.

Grande, de 23 años y seguida mayoritariamente por público adolescente, está «inconsolable» tras lo sucedido anoche, según reveló el portal TMZ, que confirmó la paralización de su gira de conciertos en Bélgica, Polonia, Alemania y Suiza, al menos momentáneamente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here