Cs dice que los contratos de la cafetería de la Asamblea y los del padre de Aguado no son iguales La Asamblea de Madrid adjudicó en 2011 a la empresa del padre del portavoz de la formación naranja Aguado un contrato para la renovación tecnológica

0
94
Asamblea de Madrid.
Asamblea de Madrid.

EFE.- El portavoz adjunto de Ciudadanos, César Zafra, ha dicho hoy que «no tiene nada que ver» la adjudicación de los contratos de la cafetería de la Cámara regional al empresario Arturo Fernández con la licitación que se llevó el padre de Ignacio Aguado sin publicidad.

En un receso en la comisión de investigación de la Asamblea que aborda la adjudicación al grupo Cantoblanco, Zafra ha subrayado que la contratación del servicio de cafetería se hizo mediante un comité de expertos «vinculado al PP y a la posible financiación irregular» del partido, a diferencia de lo que ocurrió con Coyser, la empresa del padre de Aguado.


Según publica hoy El Confidencial, la Asamblea de Madrid adjudicó en 2011 a la empresa del padre del portavoz de la formación naranja Aguado un contrato para la renovación tecnológica de la infraestructura de comunicaciones de voz del Parlamento con un sistema de baremación similar al contrato que ese mismo año se llevó Cantoblanco para gestionar la cafetería.

La empresa del padre de Aguado presentó la oferta más ventajosa y obtuvo poco más de un punto de diferencia respecto a su rival, que consiguió cero puntos en uno de los siete criterios en juego.

En el caso del contrato de la cafetería de la Asamblea, el segundo concursante mejor valorado tras Cantoblanco tuvo dos ceros en dos criterios de valoración, algo que el portavoz de Ciudadanos en la comisión de investigación de corrupción del Parlamento regional, Juan Rubio, calificó de «preocupante».

La portavoz del PSOE Encarnación Moya ha coincidido con Zafra en que «son dos contratos que no tienen nada que ver». ya que «uno está investigado» y el otro no.

«No se si alguien está intentando embarrar y está haciendo juego sucio», ha comentado Moya, al tiempo que ha precisado que no sabe donde estaba Aguado en 2011 y si su padre tenía algo que ver con el PP o la «financiación irregular» del partido.

«El señor Aguado yo creo que entonces debía estar en el sofá», ha apostillado.

Por su parte, el diputado de Podemos Miguel Ongil ha dicho que «no va a entrar a valorar «filtraciones interesadas del PP para desviar la atención de lo fundamental», que es la investigación de los contratos de la cafetería por la información encontrada en el registro de Beltrán Gutiérrez, miembro del patronato de Fundescam, del que también formó parte la presidenta regional, Cristina Cifuentes.

Ongil ha recalcado que la comisión de investigación de la Asamblea está investigando un contrato «a cambio de donaciones», por lo que si se ha producido algo similar en el caso del padre de Aguado será «relevante». De lo contrario, es una «distracción del PP».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here