Más de 35.000 inmuebles regularizan su situación catastral en Madrid

0
83
Calle Arenal, Madrid

Madrid, 22 sep (EFE).- Un total de 35.293 inmuebles han sido regularizados en la ciudad de Madrid tras el proceso abierto por el Ayuntamiento y el Ministerio de Hacienda entre abril de 2016 y el pasado 31 de julio, un periodo en el que se han tramitado 14.907 expedientes.

 

Con este proceso de lucha contra el fraude en el que la Agencia Tributaria de Madrid (Área de Economía y Hacienda) ha colaborado con la Dirección General del Catastro, dependiente del Ministerio de Hacienda, se han registrado nuevas construcciones, rehabilitaciones o reformas que no habían sido debidamente declaradas.

 

Hasta su regularización estos bienes inmuebles no contribuían al sostenimiento de los servicios públicos en la misma proporción que el resto de los inmuebles de la capital, ha subrayado el Consistorio en un comunicado.

 

Quienes han regularizado sus inmuebles no han sufrido sanciones, sino que han pagado una cuota fija de 60 euros, aplicada a cada inmueble regularizado, además de la liquidación de los importes atrasados del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI).

 

La nueva tasa fruto de la actualización catastral tiene efecto desde la fecha en que se realizó la obra nueva o la modificación.

 

Los inmuebles que no habían declarado una ampliación, una reforma o un cambio de uso y que ahora han sido regularizados han visto incrementado su valor catastral y la cuota, según los datos presentados hoy en el Consejo Territorial de la Propiedad Inmobiliaria por el delegado de Economía y Hacienda de la capital, Carlos Sánchez Mato.

 

La regularización catastral ha supuesto para el IBI un incremento de cuota en el período 2013-2017 de 13.139.823 euros y en este cómputo habrá que incluir además las cuotas correspondientes a las liquidaciones del impuesto que se vayan generando hasta final de año, ha detallado el Consistorio.

 

El 84,7 % del fraude se sitúa, según el Ayuntamiento, en ampliaciones y reformas no declaradas en hoteles, oficinas y edificios comerciales, otro 11,4 % obedece a construcciones de piscinas no declaradas y el 3,9 % restante se debe a nuevas construcciones.

 

El proceso de regularización, que se ha extendido durante 16 meses tras una prórroga de cuatro por decisión de la Dirección General del Catastro (Ministerio de Economía y Administraciones Públicas, buscaba «garantizar la distribución equitativa de los impuestos municipales conforme a la capacidad económica real que pone de manifiesto el valor catastral de los inmuebles». 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here