Abertis, Colonial y Cellnex, del Ibex 35, se llevan la sede social a Madrid El Grupo Planeta trasladará su sede a Madrid tras la intervención de Puigdemont

Madrid / Política | 11 de octubre, 2017

El Grupo Planeta se  trasladará a Madrid tras la declaración de Carles Puigdemont ayer en el Parlament

(EFE).- La presencia de empresas catalanas en el Ibex 35 ha quedado reducida a la mínima expresión, con la única representación de Grifols, después de que Abertis, Colonial y Cellnex hayan decidido trasladar su sede social a Madrid por la situación política en Cataluña.

 

 

Sólo este lunes, más de una decena de empresas de sectores tan diversos como el financiero, el asegurador o el alimentario han comunicado que se llevan la sede social fuera de Cataluña por la inseguridad jurídica generada por el proceso soberanista y la posibilidad de que el Parlament haga mañana una declaración unilateral de independencia (DUI).

 

El Ibex 35, el principal índice selectivo español, contaba hasta hace sólo unos días con siete empresas con sede social en Cataluña.

 

Tres de ellas, CaixaBank, Gas Natural Fenosa y Banco Sabadell, anunciaron la semana pasada que reubicaban su sede social en otras ciudades españolas, mientras que Abertis, Colonial y Cellnex lo han decidido hoy.

 

La multinacional de hemoderivados Grifols es por ahora la única empresa del Ibex 35 que mantiene su domicilio social en Cataluña, pero no descarta trasladarlo si el escenario político acaba afectando a su negocio o a su situación financiera.

 

La concesionaria de autopistas Abertis, que preside Salvador Alemany, ha reunido esta tarde en sesión extraordinaria a su consejo de administración, que por unanimidad ha optado por situar su sede en Madrid “en tanto se mantenga esta situación”.

La empresa, sobre la que la italiana Atlantia ha lanzado una oferta pública de adquisición (opa), ha explicado que adopta esta decisión “para mantener la operativa normal de la compañía y con el fin de proteger el conjunto de los intereses generales de la misma”.

 

Tal y como estaba previsto, la inmobiliaria Colonial, que cotiza en el Ibex 35 desde el pasado mes de junio, también ha decidido mover a Madrid su sede social.

 

Su presidente es Juan José Brugera, quien a su vez preside el Círculo de Economía, influyente ‘lobby’ empresarial que ha hecho pública su “máxima preocupación” ante la posibilidad de una declaración unilateral de independencia en Cataluña.

 

El operador de infraestructuras de telecomunicaciones Cellnex, por su parte, ha seguido la estela de su principal accionista, Abertis, y situará su sede en Madrid “en tanto se prolongue esta situación” de incertidumbre política.

Cellnex ha señalado que este movimiento no afecta a las sociedades del grupo que prestan sus servicios exclusivamente en Cataluña y que tiene como objeto “asegurar la plena y normal operativa de la compañía en relación a todos sus grupos de interés”.

Las aseguradoras SegurCaixa y MGS Seguros, la empresa papelera Torraspapel, el grupo de transporte MRW, la cervecera San Miguel o la firma de productos odontológicos DVD Dental también se han sumado a la larga lista de compañías con sede social en Cataluña -una treintena- que en la última semana han anunciado que la mueven a otras ciudades españolas.

Asimismo, la sociedad de valores GVC Gaesco, propiedad de la familia Vallbé, vinculada a Òmnium Cultural, también ha decidido trasladar su sede social a sus oficinas de la capital española.

 

Otras han condicionado este paso a que mañana se produzca una declaración unilateral de independencia en el Parlament.

Es el caso de Idilia Foods, la empresa propietaria de marcas como Cola Cao y Nocilla, que ha avisado que trasladará su sede social fuera de Cataluña si hay DUI “con el fin de mantener la seguridad jurídica necesaria para poder seguir trabajando con normalidad”.

 

PLANETA YA HA CONFIRMADO SU TRASLADO

El Grupo Planeta confirmó ayer a Efe que trasladará su sede social de Barcelona a Madrid después de que el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, haya asumido la declaración de independencia aunque posteriormente haya suspendido sus efectos.

Puigdemont ha afirmado hoy que asume el “mandato del pueblo” para que “Cataluña se convierta en un estado independiente en forma de república”, pero seguidamente ha propuesto “suspender los efectos de la declaración de independencia” para abrir la puerta al diálogo.

Un portavoz del principal grupo editorial y audiovisual español ha recordado a Efe el comunicado que difundió el lunes Planeta, en el que informaba de que el consejo de administración adoptaría la decisión de cambiar de sede en el caso de que Puigdemont hiciera una declaración de independencia de Cataluña.

El portavoz ha precisado que el hecho de que el presidente catalán haya propuesto suspender los efectos de la declaración no supondrá ninguna modificación del parecer del grupo editorial.

“La decisión está tomada y el consejo de administración no tendrá que volver a reunirse” para evaluarla de nuevo, ha asegurado la misma fuente.


En el actual contexto de incertidumbre y de ‘fuga’ de sedes sociales, la patronal Foment del Treball ha advertido que ve riesgo de “insolvencia económica” en Cataluña si se da “un paso más en el incierto camino” hacia la DUI, y ha pedido “responsabilidad a los dirigentes políticos” ante la crisis que vive Cataluña.

Temas:

TEMAS RELACIONADOS

Comente este artículo...