El exjefe de Policía Coslada llamaba «nazis» a los nacionales según escuchas

0
120
El ex jefe de la Policía Local de Coslada, Ginés Jiménez. EFE/Archivo
El ex jefe de la Policía Local de Coslada, Ginés Jiménez. EFE/Archivo

viamadridtv.es-.  (EFE).- El exjefe de la Policía Local de Coslada Ginés Jiménez se refería como «nazis» a los agentes de Policía Nacional en las conversaciones escuchadas a través de los teléfonos intervenidos en el marco de la operación Bloque, tal y como ha declarado un agente nacional que participó en dichas escuchas.

Así lo ha manifestado este policía ante la Audiencia Provincial de Madrid que juzga este caso, por el que en 2008 fueron arrestados 26 agentes por una presunta trama de corrupción y por la que finalmente son juzgados Ginés Jiménez, su mujer y su hijo, seis agentes locales y tres ciudadanos rumanos vinculados con la prostitución.

En respuesta a la pregunta del letrado del exjefe policial sobre si tenía conocimiento de algún tipo de rivalidad entre la Policía Nacional y la Local de Coslada, el agente ha respondido que recuerda cómo, en las escuchas que él mismo practicó, Ginés se refería a los primeros como «nazis» cuando era jefe de los municipales.

Este hecho lo ha ejemplificado con una conversación en la que se le comunicaba que los policías nacionales solicitaban una grúa y en la que, según el policía de la UDYCO (Unidad contra la Delincuencia y el Crimen Organizado) que ha declarado hoy, Ginés responde: «A los nazis no les llevéis grúas».

Las líneas de teléfonos en las que se escucharon este tipo de diálogos fueron intervenidas como parte de la investigación a tres ciudadanos rumanos vinculados a la prostitución y a un policía local de Coslada, lo que acabó motivando la investigación del resto de agentes, entre ellos Ginés Jiménez.

En la sesión de hoy las defensas han insistido en las posibles irregularidades de la instrucción del caso, centrándose en esta ocasión en la identificación fotográfica que realizó Fátima, la dueña de un local de alterne, de un policía local con el que presuntamente fue obligada a mantener relaciones sexuales gratuitas entre 1996 y 2001.

Al explicar los letrados de la defensa que en esos años el agente acusado tenía entre 14 y 19 años, y que hasta cuatro años después no fue policía local, el responsable de dicho reconocimiento ha afirmado que no lo verificó, pero ha argumentado que él «no es responsable» de las contradicciones de la declarante.

Este testigo tampoco ha ofrecido ninguna explicación sobre el hecho de que el testimonio de esta mujer no se trasladara al Juzgado de Instrucción hasta nueve meses después de haber sido tomada, a diferencia del resto de declaraciones, y sobre por qué había errores en la hora de las actas, aunque ha reconocido este error.

Otro agente ha sido preguntado acerca de por qué no existe un parte de traslado del caso desde la Policía Judicial de la Comisaría de San Blas a la UDYCO, así como otro de aceptación, a lo que este policía nacional ha respondido que desconoce la causa, aunque ha reconocido que lo «lógico» y habitual es que sí exista dicha documentación.

El juicio se reanudará mañana con el testimonio de seis policías locales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here