Convocan concentración en Carabanchel por muerte de vecina atropellada en A-5

0
13

Madrid, 3 abr (EFE).- Dos asociaciones han convocado para esta tarde una concentración en el distrito madrileño de Carabanchel en repulsa por el asesinato de la vecina que murió presuntamente atropellada por su pareja el pasado 24 de marzo en la A-5, a su paso por el término municipal de Santa Cruz de Retamar (Toledo).

 

 

La Federación Regional de Asociaciones Vecinales de Madrid (FRAVM) ha llamado a esta concentración a través de su Twitter para “mostrar en la calle nuestra repulsa al brutal asesinato de nuestra vecina de #Carabanchel Bajo” y pedir “barrios libres de violencia machista”.

 

Y adjunta la convocatoria de la Asociación Vecinal Alto San Isidro y del Foro Contra la Violencia a las Mujeres de Madrid para la concentración, que tendrá lugar a las 18:00 horas en la puerta del espacio de igualdad Ramiro de Maeztu de la calle Comandante Fontanes de Carabanchel.

Hoy el titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Torrijos (Toledo) ha decretado prisión provisional comunicada y sin fianza para el presunto homicida, Salustiano A.M., después de que la Guardia Civil dejara en libertad a las otras dos personas arrestadas junto a él por encubrimiento.

Los hechos ocurrieron la madrugada del 24 de marzo, cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento de que en el kilómetro 56,200 de la A-5, a la altura del término municipal de Santa Cruz de Retamar en sentido Extremadura, había sido hallado el cuerpo de una mujer tendido en el suelo.

Los agentes confirmaron que esta mujer, de 41 años, viajaba en un vehículo en compañía de su pareja y de dos familiares y que, tras una fuerte discusión, se bajó del vehículo y fue atropellada varias veces por el conductor -su pareja-, lo que provocó su muerte.

El coche del presunto homicida fue localizado horas más tarde en el distrito madrileño de Carabanchel, y finalmente los agentes le detuvieron el domingo pasado oculto en una vivienda en el barrio madrileño de Puente de Vallecas, ayudado por otras dos personas. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here