Chile recuerda con homenajes a Allende tras 45 años del golpe de Pinochet

Internacional | 12 de septiembre, 2018

El presidente chileno, Sebastián Piñera.

viamadridtv.es- Agencias.- Chile conmemoró este martes el 45 aniversario del golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973, una fecha que aún genera división y que se recordó con homenajes al derrocado presidente Salvador Allende.

 

Los partidos políticos y el Gobierno optaron por realizar actividades separadas para recordar el alzamiento militar que lideró Augusto Pinochet y que desembocó en el suicidio de Allende y una dictadura que duró 17 años.

Las formaciones de la oposición de centroizquierda y las organizaciones sociales y pro derechos humanos salieron a las calles para rendir tributo a Allende, que el día del golpe se atrincheró en el Palacio de La Moneda mientras la sede gubernamental era bombardeada por los militares golpistas.

El Gobierno del presidente conservador Sebastián Piñera, en cambio, optó por una sobria ceremonia ecuménica al interior de la sede del Ejecutivo en la que participaron los ministros del gabinete y funcionarios.

Uno de los principales actos de la jornada fue el que organizó la Fundación Salvador Allende en la sede santiaguina del Congreso, que contó con la participación de familiares del derrocado presidente y representantes de todo el arco político opositor, desde el Partido Comunista a la Democracia Cristiana.

La senadora socialista Isabel Allende, hija del presidente homenajeado, afirmó que es una fecha de “recuerdos, sentimientos y emoción” que la hacen sentir “orgullosa”.

“Creo que hemos hecho un acto republicano, unitario, amplio y donde hemos juntamente reencontrado los valores de la verdad, justicia y fortalecimiento de la democracia”, dijo Allende.

A pocos metros de allí, dentro del Palacio de La Moneda, el presidente Sebastián Piñera encabezó una sencilla ceremonia oficial, muy diferente a los homenajes que organizó los últimos cuatro años la exmandataria Michelle Bachelet.

En una declaración al término de la ceremonia, el mandatario reiteró que la democracia chilena estaba “muy enferma” antes del 11 de septiembre de 1973, aunque subrayó que ninguna circunstancia ni contexto justifican las violaciones a los derechos humanos que se cometieron en la dictadura.

“En 1973 nuestra democracia estaba enferma de odio, de violencia”, dijo.

Temas:

TEMAS RELACIONADOS

Comente este artículo...