Usera, el barrio chino de Madrid

Sociedad | 10 de febrero, 2019

Madrid,  (EFE).- Todos los que en Madrid quieran celebrar estos días el inicio del año chino del cerdo, que arrancó el pasado 5 de febrero, tienen una cita ineludible en el distrito de Usera, convertido desde hace años en el barrio chino madrileño.

Con el comienzo del año chino del cerdo -el 4717 del calendario tradicional chino- se deja atrás el del perro, y es abre una etapa asociada con la fertilidad y en el que primará el diálogo y la diversión.

Las celebraciones comenzaron el primer día del primer mes lunar y terminarán quince días después, el 19 de febrero, con el ya tradicional Festival de los Faroles.

Durante estas dos semanas, el Ayuntamiento de Madrid ha programado, por cuarto año consecutivo, más de cien actividades, la mayoría de ellas en Usera, un distrito que concentra a 6.000 de las 58.000 personas con nacionalidad china que viven en la región madrileña.

Pasear por este distrito, un barrio obrero surgido a finales de los ochenta y que, a partir del año 2000, desarrolló una nueva identidad, es adentrarse en una mezcla total del chino y el español, con calles enteras de negocios chinos, como supermercados especializados, librerías, tiendas de bodas o de estética.

Los farolillos y las imágenes de cerdos afables y rellenos decoran las calles, y la plaza situada frente a la Junta Municipal de Usera es el epicentro de las celebraciones, con un Mercado de la Primavera, en el que se pueden adquirir productos chinos y artesanía, y una carpa en la que están programado más de cincuenta espectáculos con los que se puede “viajar” a la China más tradicional y contemporánea sin salir de las calles de Usera.

El Ayuntamiento de Madrid también ha diseñado “El viaje a la ruta de la Usera” (en honor a la ruta de la seda), un plano en el que se localizan diferentes establecimientos gastronómicos, supermercados especializados en productos asiáticos o centros de acupuntura y medicina china para que poder adentrarse en los secretos del barrio.

Uno de los objetivos del Consistorio madrileño es reconocer a la nueva generación de los denominados “chiñoles”: los hijos de inmigrantes chinos nacidos en España, que están a caballo entre la cultura asiática y la europea.

La concejal del distrito Usera, Rommy Arce, resalta el “protagonismo” de estos jóvenes de origen chino y nacionalidad española, por lo que en el programa de celebraciones diseñado por el Ayuntamiento cuenta con la presencia del artista multidisciplinar Chenta Tsai, más conocido como “Puto Chino Maricón”, o la artista gráfica Quan Zhou, quien representa el andalucismo chino en una de sus novelas gráficas “Gazpacho Agridulce” (Astiberri, 2015).

Uno de los momentos más esperados de esta celebración es el tradicional pasacalles, que se celebrará mañana y contará con más de 1.200 artistas que llenarán el barrio de elementos iconográficos de la cultura china, música y, como no podía faltar, enormes dragones y leones danzarán en las calles.

Al término del desfile, la compañía Animathor despedirá la celebración del año nuevo chino con un gran espectáculo de malabares, magia, contorsionismo y números aéreos.

Ana Márquez. EFE

Temas:

TEMAS RELACIONADOS

Comente este artículo...