El Colegio de Médicos abre expediente a 19 profesionales por mala praxis

0
166
Edificio del Icomem, en la madrileña calle de Santa Isabel.

Madrid, 5 sep (EFE).- La comisión deontológica del Colegio de Médicos de Madrid ha recibido en lo que va de año 218 reclamaciones por malas prácticas en el ejercicio de la medicina, de las cuales 186 se han sobreseído y en 19 se ha propuesto abrir expediente disciplinario, frente a 23 expedientes abiertos en 2018.

çHasta el momento, solo una de las reclamaciones presentadas en 2019 se ha resuelto con la suspensión del ejercicio profesional. El resto se encuentra en distintos momentos de su tramitación, según el Ilustre Colegio de Médicos de Madrid (Icomem).

La presentación de quejas por mala praxis está abierta a «cualquier ciudadano, otros médicos, sociedades científicas o asociaciones de pacientes», indica el colegio en un comunicado.

En todo 2018, se contabilizaron 312 reclamaciones con el sobreseimiento de 262 y la apertura de expediente de 23. Tres de ellas se resolvieron con sanción económica y una con la suspensión del ejercicio.

El resto de sanciones fueron de amonestación privada o apercibimiento por escrito; o fueron sobreseídas por caducidad o prescripción de los hechos, añade el colegio.

Al registrarse una reclamación, se abre un expediente informativo para su estudio y se solicita información al reclamado para que aporte su versión de los hechos y analizar si se ha producido falta deontológica.

Con todo ello, los representantes de la Comisión de Deontología hacen una propuesta a la Junta Directiva del Icomem para que esta decida el sobreseimiento y cierre del expediente informativo o bien abra un expediente disciplinario si hay indicios de falta, explica el colegio.

En este caso, se nombra un instructor médico independiente que estudia el caso en mayor profundidad y hace una nueva propuesta de resolución a la Junta Directiva, que incorpora informes de la Comisión de Deontología y la asesoría jurídica.

Posteriormente, el Pleno de la Junta Directiva resuelve el expediente disciplinario y establece la sanción correspondiente.

La resolución se comunica al reclamante y al reclamado y, si alguna de las dos partes no está de acuerdo, puede dirigirse a la Comisión de Recursos.

La comisión Deontológica valora la existencia de transgresiones de las normas y vela por el estricto cumplimiento de los derechos y deberes de los colegiados para proteger a la población y fomentar la buena relación médico-paciente y entre profesionales.

El Colegio de Médicos de Madrid ha elaborado una infografía para recordar de «forma clara y esquemática», tanto a los facultativos como a la población en general, cómo funciona la Comisión de Deontología. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here