El Defensor del Pueblo investiga de oficio los dos últimos crímenes machistas

0
51
Francisco Fernández Marugán,

Madrid, 21 sep (EFE).- El Defensor del Pueblo en funciones, Francisco Fernández Marugán, ha abierto de oficio sendas investigaciones sobre los dos últimos crímenes machistas de Valga (Pontevedra) y Madrid en los que fueron asesinadas cuatro mujeres.

 

Ha solicitado información de ambos a la Fiscalía General del Estado y en el caso del asesinato de Madrid también a la Secretaría de Estado de Seguridad.

Sobre el crimen de Madrid, en el que constaban denuncias previas -la última fue archivada-, Fernández Marugán ha pedido información relativa a la estimación del nivel del riesgo de la víctima y los menores, a quién se remitió esa información y si se adoptaron medidas de protección adicionales.

El Defensor del Pueblo ha preguntado asimismo a la Fiscalía sobre su actuación en el proceso de divorcio de la pareja de Valga, ya que el entorno familiar conocía el carácter agresivo del padre. En este caso, el acusado también asesinó a tiros a su exsuegra y excuñada.

Estas dos nuevas investigaciones se suman a más de medio centenar de actuaciones desarrolladas por la institución con el objetivo de proteger y garantizar los derechos de las víctimas.

El Defensor ha denunciado que los crímenes machistas están “fracturando y socavando los derechos de las mujeres, de sus hijos e hijas y de la sociedad en su conjunto”.

Y ha reiterado su “apoyo incondicional a las víctimas de violencia machista y a sus hijos e hijas”, tras insistir en que “la violencia de género es uno de los mecanismos sociales por los que se mantiene a las mujeres en una posición de subordinación con respecto a los hombres”, cono recoge el Convenio de Estambul.

En lo que va de año, 42 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas y tres niños por sus padres, además 32 menores han quedado huérfanos como consecuencia de estos crímenes.

Desde 2003, 1.017 mujeres han sido asesinadas. Son 30 los menores asesinados por sus padres o las parejas o exparejas de sus madres desde 2013, cuando pasaron a formar parte de las estadísticas, y otros 263 han quedado huérfanos desde entonces.

El 016 atiende a todas las víctimas de violencia machista las 24 horas del día y en 51 idiomas diferentes. La llamada no deja huella en la factura, pero hay que borrarla del registro del teléfono.

Los menores también pueden dirigirse al teléfono de la Fundación ANAR 900 20 20 10, y los ciudadanos que sean testigos de alguna agresión deben llamar al 112. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here