Madrid, 7 abr (EFE).- El consejero madrileño de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha señalado este martes que alguno de los hospitales de «segundo nivel» -como el universitario Infanta Leonor o el Príncipe de Asturias- están iniciando el repliegue para volver a la asistencia normal.

El «repliegue» de los hospitales que más espacios y plazas han generado para pacientes con coronavirus se iniciará según el perfil del hospital y la presión asistencial de cada uno, ha explicado el consejero en una entrevista en Onda Madrid.

Fuentes de la Consejería de Sanidad han añadido a Efe que el hospital temporal de Ifema se mantendrá el tiempo «que sea necesario», y que cuando se quede «sin pacientes» la estructura generada ante la emergencia sanitaria permanecerá.

Algunos de los hospitales de segundo nivel ya están iniciando el repliegue, ha adelantado Ruiz Escudero, en alusión a los hospitales de complejidad intermedia (hospitales tipo 2), a los que también pertenecen el Hospital Universitario Rey Juan Carlos, el de Fuenlabrada, el de Getafe, el Infanta Sofía, el de Móstoles o el Severo Ochoa.

«Todo esto será siempre dependiendo de la presión asistencial y de cómo se haya ido organizando cada hospital», han puntualizado fuentes de la Consejería de Sanidad.

A continuación comenzarán a replegarse los hospitales del tercer grupo, los más grandes, un proceso que el consejero ha indicado que será «más lento» dada su mayor complejidad. A este grupo pertenecen hospitales como el Clínico San Carlos, el Hospital Universitario La Princesa, La Paz, Gregorio Marañón, Fundación Jiménez Díaz, o el 12 de Octubre.

Los hospitales de apoyo, como el de la Cruz Roja o el de Santa Cristina, y los de media estancia, como el de Virgen de la Poveda o el de la Fuenfría, serán los últimos que inicien el repliegue.

Este plan para volver a la actividad asistencial normal también establecerá circuitos para que los pacientes con coronavirus no entren en contacto con los que no están infectados.

«Es una labor de reorganización de cada hospital y de los recursos humanos para dar una respuesta asistencial ahora que el porcentaje de pacientes sin coronavirus llega al 18 por ciento en Urgencias», ha detallado Ruiz Escudero.

«Iremos viendo día a día cómo hacer el repliegue», ha señalado el consejero, que ha recordado que tener un hospital temporal como Ifema, «monográfico», permite derivar a pacientes allí y organizar mucho mejor los hospitales.

Por otro lado, el consejero se ha referido a las 206.000 pruebas rápidas de coronavirus que ha enviado el Gobierno central a la Comunidad de Madrid, que espera un «protocolo» para ver cómo van a ser utilizadas.

Estas pruebas rápidas de anticuerpos, que determinan «si uno ha pasado la enfermedad» se harán con prioridad al personal de las residencias, al personal sanitario, o a los residentes, entre otros grupos que trabajan en primera línea.

«No significa que sea la solución definitiva», ha apuntado Ruiz Escudero, quien ha señalado que se plantean varias estrategias para utilizar la prueba, con el objetivo de ver «cómo se ha comportado la enfermedad en la población» y así prever «cómo se comportará de cara al futuro».

Una opción es hacer un muestreo de 1.000 o 2.000 personas que determine cómo se comporta el virus, otra estrategia sería hacer «cribados masivos por zonas», o por «cortes de edad» en los pacientes que tengan una edad de vulnerabilidad con «patología de base».

«Hay muchas fórmulas. Una vez que se ha superado, hay que tratar de llegar al máximo de población posible», ha indicado el consejero.

Ruiz Escudero ha celebrado el «saldo positivo» de camas libres en hospitales, que está entre las 400 y 500 diarias de media, siendo 21.000 el total de camas de hospitalización (para pacientes con y sin Covid-19).

Y ha previsto que el descenso de camas UCI se produzca «en una semana», porque la estancia media de pacientes con coronavirus en estas unidades es de entre 18 y 21 días. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here