Madrid pide salir lo menos posible de casa y cierra tres zonas sanitarias más

0
63
Distrito Centro

Madrid, 30 oct (EFE).- La Comunidad de Madrid ha pedido a los ciudadanos que eviten salir de casa en los próximos días coincidiendo con los puentes, en los que la región permanecerá cerrada, y ha anunciado que 3 zonas básicas de salud más tendrán restricciones de movilidad desde el lunes, sumando un total de 35.

La entrada y salida de la Comunidad de Madrid queda prohibida durante el puente de Todos los Santos (del viernes 30 de octubre al lunes 2 de noviembre incluido) y en el de la Almudena (del 6 al 9 de noviembre).

La presidenta madrileña Isabel Díaz Ayuso, ha agradecido al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que haya accedido a que se pueda cerrar la región solo durante los puentes, y no los días laborales, pero ha querido subrayar que no se trata de «ningún triunfo».

«No es una guerra de Ayuso con Sánchez ni de Sánchez con Ayuso, sino que es la defensa de la política sanitaria que hemos venido poniendo en marcha hasta aquí y que está funcionando», ha defendido la presidenta.

Pero el hecho de cerrar solo los días de puente y no los laborales que hay entremedias «genera confusión entre los ciudadanos», según dice el consejero de Transportes, Ángel Garrido, que al igual que otros miembros de Ciudadanos del Gobierno de coalición es partidario de «medidas más contundentes».

En la misma línea, el alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida, ha admitido que «está claro que la gente no tiene información precisa y fiable» sobre las distintas medidas adoptadas, aunque cree que «todas las administraciones» están «fallando» en este sentido.

A pesar de que la Comunidad solo permanecerá cerrada los dos puentes, y pese a que dentro de la región los madrileños pueden moverse con libertad -salvo aquellos que viven en una de las 35 zonas básicas de salud con limitaciones por alta incidencia de contagios-, desde el Gobierno se invita a no salir.

El viceconsejero madrileño de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero, ha hecho un llamamiento a quedarse en casa: «Cuanto menos nos movamos, mejor».

Sin embargo, el alcalde de Madrid ha invitado a los madrileños a aprovechar el puente para consumir en los establecimientos de hostelería y en los comercios de barrio.

Los hosteleros, por su parte, prevén para este puente un repunte del consumo del 10 % en el sector, con una facturación media de 21,4 millones diarios.

Según ha detallado el viceconsejero de Sanidad, la tendencia de contagios en la región es descendente -ahora mismo es de 401 casos por cada 100.000 habitantes, un 20 % menos que una semana atrás y un 60 % menos que a mediados de septiembre-, mientras que en el resto de regiones va a alza.

Por otro lado, ha dicho que la situación de las residencias de mayores es «una de las cosas que mejor han ido en la segunda ola» en la Comunidad de Madrid.

Actualmente hay 425 casos de contagio por coronavirus en estos centros, donde este mes de octubre el Gobierno regional ha registrado nueve fallecimientos por esta enfermedad.

Pero siendo «conscientes de los ciclos» de la pandemia, Madrid no va a «bajar la guardia», ha recalcado.

De ahí que la Comunidad de Madrid vaya a permanecer cerrada tanto en este puente de Todos los Santos como en el de la Almudena y que se mantenga la prohibición de salir a la calle entre las 0.00 y las 6.00 horas.

Además, a partir del lunes habrá otras tres zonas básicas de salud de las que no será posible entrar ni salir salvo por motivos justificados, como ir a trabajar, lo que eleva la cifra total a 35.

Las nuevas áreas son Valle de la Oliva, en el municipio de Majadahonda, y otras dos áreas sanitarias de Coslada, Barrio del Puerto y Doctor Tamames, que presentan una incidencia acumulada de más de 500 casos por 100.000 habitantes.

Y mientras, la ciudad de Madrid se prepara para el fin de semana de visita a los cementerios con 300 policías municipales (un 20 % más que el pasado año) y tres drones con cámara y altavoces que garantizarán que no se produzcan aglomeraciones en los camposantos y que todos, visitantes, trabajadores y hasta vendedores de flores, cumplen las normas básicas de seguridad.

No habrá, como otros años, operación salida de puente, pero alrededor de 3.350 agentes de la Policía Nacional y de la Guardia Civil, así como efectivos de las distintas policías municipales, vigilarán que los madrileños no salgan de la región por carretera. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here