Exconsejero de Cifuentes aspira a recuperar el prestigio de URJC como rector

0
88
Rafael van Grieken fue vicerrector de la URJC durante el período entre 2003 y 2013

Rubén Sánchez Lesmas

Madrid, 16 feb (EFE).- El exconsejero madrileño de Educación Rafael van Grieken aspira a ser rector de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) para “recuperar el prestigio” de este centro tras el escándalo del ‘caso máster’ en el que acaba de ser absuelta la expresidenta Cristina Cifuentes, de cuyo Gobierno formó parte.

Para este catedrático de Ingeniería Química de la URJC, haber sido consejero de Educación ha sido todo “un privilegio”, pese a que durante esta etapa tuvo que lidiar con el caso máster.

“Yo fui consejero de un Gobierno del PP. Estoy orgulloso del trabajo que hice, pero también tengo que decir que yo no tengo carné del PP, fui un consejero independiente, que lo fue simplemente por mi trabajo, mi trayectoria, que me llevó en un momento determinado a tener esa oportunidad”, comenta en una entrevista a Efe.

Además de sentirse “orgulloso” de su trayectoria política, cree que su experiencia de gestión tras ser consejero -2015-2019-, director de la Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación (ANECA) -2012-2015- o vicerrector de Investigación de la propia URJC -2002-2012- es su mejor carta de presentación.

“Tengo una experiencia de gestión importante, que creo que me ha dado la posibilidad de ver el tablero desde muchas posiciones. En este momento creo que puedo liderar un proyecto ilusionante que vuelva a poner a la URJC donde realmente se merecen sus estudiantes, sus profesores y su personal docente”, señala.

Van Grieken presenta este martes su candidatura para ser rector de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), sumándose de esta manera a las ya registradas del actual rector, Javier Ramos, y de la catedrática de Ciencias de la Salud Marta Losa.

El exconsejero opina que más allá de “una mejor gestión” lo que la Rey Juan Carlos necesita es “ser capaces de transmitir todo lo bueno que hace la universidad, todo su día a día, para que la gente cambie su percepción negativa que pueda tener” a raíz del ‘caso máster’, del que acaba de ser absuelta Cifuentes al no considerar la Audiencia Nacional probado que “presionara” para falsificar el acta de su trabajo de fin de postgrado.

“Tenemos que comunicar mucho mejor lo que se hace. La URJC solo ha salido por esa parte negativa y ahí necesitamos hacer un esfuerzo ímprobo en la comunicación institucional”, añade Van Grieken, que reprocha al actual rector, Javier Ramos, su gestión del ‘caso máster’.

Critica especialmente la rueda de prensa que Ramos convocó el mismo día que estalló en los medios las presuntas irregularidades cometidas en el título de Cifuentes, donde acompañado del director del máster, el ya fallecido Enrique Álvarez Conde, aseguró que no había “ninguna irregularidad”.

“Convocar una rueda de prensa en las circunstancias en las que se convocó fue un ejercicio de irresponsabilidad, porque no tenía la información, o la información que tenía, desde luego, no era una información completa. De hecho, él mismo abrió una información reservada tras aquella rueda”, dice van Grieken.

Además, acusa al rector de “falta de lealtad institucional” al hablar en la rueda de prensa de que existía una documentación -el acta de defensa del trabajo de fin de máster de Cifuentes- y “ocultarle” a él, consejero entonces, que “había abierto una información reservada” por las dudas sobre dicha documentación.

Van Grieken dice además que “se sintió engañado”, ya que en la rueda de prensa se habló de una documentación que finalmente le trasladaron pero que había sido fabricada con firmas falsas.

“Nosotros creíamos que la información que nos llegó era absolutamente veraz y que procedía de la fuente principal de la Universidad, lo que era la Oficina del Rector, que nos enviaba una información que jamás puse en duda. A lo mejor la actuación del Gobierno regional hubiera sido diferente”, lamenta.

Aún así, reconoce que “precisamente a raíz de todas estas historias en las que se ha visto envuelta la URJC, hoy en día hay un control total y absoluto sobre la calidad, sobre el control de todo proceso académico o económico que tiene lugar” en el centro, algo que pretende seguir incrementando y reforzando.

“Tenemos todas las herramientas para que nada parecido a lo que ha podido suceder en ocasiones anteriores vuelva suceder de nuevo”, subraya.

En cuanto al futuro de la universidad tras la pandemia, Van Grieken considera que “hay seguir con la apuesta de la universidad presencial“, adaptándose al momento “como ya lo está haciendo”, incorporando herramientas digitales.

“La URJC es una universidad presencial y tenemos que conseguir que la gente vea claramente las ventajas de la presencialidad. No digo que no pueda haber una buena formación en remoto, pero la formación que tú recibes digamos por la proximidad, por lo que tiene que ver con la experiencia universitaria, es algo insustituible”, añade.

Sin embargo, sí cree que la pandemia puede ayudar a reforzar ese paradigma en educación “que tiene que ver con la personalización del aprendizaje, con que cada uno tiene un potencial, unos intereses, cada uno va a una velocidad, aprovecha el tiempo de una manera diferente”, algo que en su opinión puede favorecer la tecnología.

“Aún así, la experiencia universitaria no se limita solamente a la enseñanza de una asignatura. Si miramos atrás, nuestra época universitaria no era solamente, por supuesto, formarte y estar de la mejor manera preparado para el futuro, es también convivir, vivir la universidad y eso no se puede hacer on line“, concluye.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here