1.500 policías y guardias civiles vigilarán el cierre perimetral de Madrid

0
149
Estación de Atocha, Madrid.

Madrid, 17 mar (EFE).- Unos 1.500 agentes de Policía Nacional y Guardia Civil conponen el dispositivo desplegado por la Delegación del Gobierno en Madrid para vigilar que se cumpla el cierre perimetral de la región y evitar los desplazamientos no justificados durante el puente de San José.

El cierre perimetral comienza este miércoles y se prorrogará hasta el domingo, día 21, en las comunidades autónomas en las que el 19 de marzo es festivo: Madrid, Comunidad Valenciana, País Vasco, Extremadura, Murcia, Navarra y Galicia.

También existen limitaciones a las reuniones sociales para esas fechas, que serán de un máximo de seis personas en espacios públicos abiertos, de cuatro en cerrados y de solo convivientes si son en el ámbito privado. Asimismo, se ha restringido la movilidad nocturna como máximo a partir de las once de la noche y hasta las seis de la madrugada.

El dispositivo de la Delegación del Gobierno en Madrid se ha puesto en marcha la medianoche pasada.

Por ello, la Policía Nacional establecerá controles en los principales nodos de Transporte de Madrid y la Guardia Civil en las carreteras madrileñas, según ha informado en redes sociales el departamento dirigido por José Manuel Franco.

Agentes de la Policía Nacional se han desplegado este miércoles en las principales vías de salida de la capital como el aeropuerto, la estación de autobuses del Sur o Atocha para vigilar el cumplimiento de las restricciones.

En Atocha, los policías han pedido justificante o motivo del desplazamiento a los viajeros del AVE. Quien no lo presentaba no podía viajar a pesar de tener los billetes de tren.

También se han instalado puntos aleatorios de control en las principales vía de salida de la región, en este caso por agentes de la Guardia Civil que han parado a los vehículos que salían de Madrid.

Otro de los focos de vigilancia durante los próximos días será la sierra de Madrid, donde se reforzará el número de agentes con el objetivo de evitar aglomeraciones y reforzar la seguridad en estas zonas debido al incremento del número de visitantes por las fechas festivas.

Esta medida ya fue requerida por municipios como Guadarrama que solicitó a la Delegación de Gobierno y a las Consejerías de Presidencia y de Medio Ambiente refuerzos de Guardia Civil y de Agentes Forestales, respectivamente, para controlar la afluencia de personas en el puente de San José y Semana Santa, días para los que ha diseñado un plan para controlar el aumento de población y visitantes.

Los alcaldes de Manzanares el Real, Soto del Real, El Boalo, Miraflores y Guadalix enviaron una carta a José Manuel Franco para solicitar que “intervengan” (los agentes) allí los días festivos y los fines de semana, para asegurar el “control de los visitantes”, que cada semana “colapsan” sus calles.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here