Retiran 11 vehículos de río Guadarrama a su paso por Móstoles y Arroyomolinos

0
98
El estado de limpieza del cauce del río Guadarrama

Móstoles, 22 abr (EFE).- La Confederación Hidrográfica del Tajo, dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, ha retirado del río Guadarrama cuatro vehículos a su paso por Arroyomolinos y siete en Móstoles, a lo que hay que añadir unos 30 metros cúbicos (unas 50 toneladas) de restos de vehículos.

También se han retirado cerca de 104 metros cúbicos de neumáticos fuera de uso (unas 165 toneladas), de los cuales 110 se localizaban en el término de Móstoles, así como 60 metros cúbicos de restos de aparatos electrónicos y eléctricos, el 85% en el término de Arroyomolinos, según ha señalado la Confederación en una nota.

Estos residuos se han acopiado temporalmente en las parcelas municipales cedidas por Arroyomolinos y Móstoles hasta su recogida por el Sistema Colectivo de Responsabilidad Ampliada del Productor (SCRAP) para su correcta gestión.

Por otro lado, también se han retirado restos de construcción y demolición (RCD), que son los que se acumulaban en mayor cantidad en el cauce del río Guadarrama, con unas 3.400 toneladas, de las cuales cerca del 90% se localizaban en Móstoles.

El resto de los residuos extraídos  en estos dos municipios, que se están trasladando al vertedero de Pinto, se corresponden con restos de podas y maderas (unos 200 metros cúbicos), colchones (90 toneladas) y residuos domésticos (70 toneladas).

Por último, en Arroyomolinos también se ha restaurado uno de los taludes de la margen izquierda del río, con el fin de renaturalizar y acondicionar el mismo, ya que hasta la fecha estaba totalmente cubierto de residuos.

A pesar de las inclemencias meteorológicas que han afectado a la zona en la que se realizan los trabajos, que se están extendiendo también a los municipios de Batres, Navalcarnero y Villaviciosa de Odón, está previsto que concluyan en el plazo marcado, con previsión de finalizar los trabajos a finales de mayo.

Tras la finalización de las actuaciones en Arroyomolinos y recientemente en Móstoles, término donde se localizaba un mayor volumen de residuos, ahora se está trabajando paralelamente en la recogida y transporte a vertedero de los residuos acumulados en los municipios de Batres y Navalcarnero.

Estas tareas de limpieza, que se iniciaron en diciembre pasado, se enmarcan en el contexto del acuerdo administrativo alcanzado en julio se 2020 por iniciativa del Ministerio con la Comunidad de Madrid y los ayuntamientos afectados para poner en marcha un plan de choque que permita retirar todos los residuos. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here