El PSOE sacrifica a Franco y Gabilondo tras la derrota electoral en Madrid

0
248
Ángel Gabilondo, y José Manuel Franco.

Madrid, 6 may (EFE).- El fracaso electoral del PSOE en las elecciones del 4 de mayo en la Comunidad de Madrid, en las que obtuvo el peor resultado de su historia, se ha saldado con sus dos primeras víctimas: José Manuel Franco, que ha dimitido como secretario general de los socialistas madrileños, y el candidato en los comicios, Ángel Gabilondo, que finalmente no recogerá su acta de diputado.

Dos bajas que se han precipitado este jueves ante la presión ejercida por voces de la dirección socialista, parte de la militancia y corrientes críticas del partido como ‘Izquierda socialista de Madrid’, que pedían una renovación tras los malos resultados electorales.

En estas elecciones el PSOE obtuvo el peor resultado de su historia: perdió 13 escaños al pasar de 37 a 24 y quedó como segunda fuerza tras el PP y Más Madrid, que lo adelantó en votos.

En la reunión de la Ejecutiva Regional del PSOE-M del miércoles no se plantearon cambios orgánicos en el partido ni el relevo de Gabilondo.

Sin embargo, este jueves, cuando se ha reunido la Ejecutiva Federal del PSOE, Franco ha dimitido de su cargo de secretario general de los socialistas madrileños con «efecto inmediato» al asumir la responsabilidad de la debacle electoral y con el fin de evitar que se use este «mal resultado» para «atacar al Partido Socialista y al Gobierno de España».

En una nota de prensa, el PSOE de Madrid ha informado de que se mantiene la celebración del Congreso Regional antes de fin de año, pero hasta ese momento estará al frente del partido una gestora nombrada por Ferraz.

Poco después, el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, ha anunciado en una rueda de prensa tras la Ejecutiva Federal que el candidato socialista en las elecciones del 4 de mayo a la Asamblea de Madrid, Ángel Gabilondo, no recogerá finalmente su acta de diputado.

Una noticia que llega en un momento muy delicado para Gabilondo, que ha ingresado en el hospital Ramón y Cajal de la capital por una arritmia cardíaca aunque se encuentra «bien», según han confirmado a Efe fuentes de su entorno.

Ábalos ha dicho que el primero que sabía «lo que tenía que hacer» tras los comicios era el propio Gabilondo.

Sin embargo, fuentes del entorno de Gabilondo insistían hasta hace poco en que recogería su acta de diputado, pese a que algunas voces de la dirección socialista ya dieron por segura su salida en la jornada postelectoral.

Al no recoger Gabilondo su acta de diputado, corre la lista y entrará el número 25: Sonia Conejero.

La duda ahora es quién ejercerá de portavoz del grupo parlamentario socialista cuando se constituya la Asamblea de Madrid el 8 de junio, un puesto que podría ocupar la que fue como número dos en la lista de Gabilondo, la exsecretaria de Estado de Migraciones Hana Jalloul.

Las elecciones autonómicas han provocado una herida profunda en el PSOE de Madrid, que estará dirigido temporalmente por una gestora, algo que ya ha ocurrido en otras dos ocasiones: en 2007 tras la dimisión de Rafael Simancas y en 2015 tras la de Tomás Gómez.

El PSOE en cambio afirma no estar desmoralizado por los resultados del 4 de mayo en la Comunidad de Madrid y mantendrá su hoja de ruta según lo previsto hasta el final de la legislatura.

«No hemos conseguido centrar nuestro mensaje (…) Tampoco habremos sabido conectar con un estado de ánimo», ha reconocido Ábalos, que insiste en que los resultados de Madrid no se pueden extrapolar al resto de España porque eso es «confundir los deseos con la realidad».

El dirigente socialista ha justificado que el PSOE no haya hecho una dura oposición al gobierno de Isabel Díaz Ayuso ya que desde la Moncloa vienen pidiendo al PP una oposición leal y se sentía corresponsable en la lucha contra la pandemia.

Una actuación ante la que ha reiterado que todos los dirigentes asumen colectivamente sus responsabilidades, y él también como secretario de Organización.

Más allá de en Madrid, las elecciones autonómicas madrileñas han tenido consecuencias en el PSOE andaluz, donde se ha adelantado el proceso de primarias para elegir a su candidato a la Presidencia de la Junta.

Una decisión que Ábalos ha explicado que se adopta porque no se fían de que el presidente andaluz, Juanma Moreno (PP), no vaya a convocar elecciones anticipadas en el momento que considere más oportuno a semejanza de lo que hizo en Madrid Isabel Díaz Ayuso. EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí