El 12 de Octubre ya tiene hospitalización psiquiátrica para adolescentes

0
130
H. 12 de Octubre de Madrid. Fuente: Imagen de archivo

Madrid, 19 may (EFE).- El consejero de Sanidad en funciones, Enrique Ruiz Escudero, ha visitado hoy la nueva Unidad de Hospitalización de Psiquiatría Infanto-Juvenil del Hospital 12 de Octubre, creada para el ingreso breve de jóvenes de 12 a 17 años, una franja de edad en la que ha aumentado la demanda de atención psiquiátrica desde el desconfinamiento del pasado año.

Según Ruiz Escudero, la nueva unidad tiene por objetivo “abordar el problema central que precipita el ingreso” de adolescentes de entre 12 y 17 años con descompensaciones agudas de su enfermedad mental, que posteriormente continúan con su tratamiento en régimen ambulatorio o en hospitalización parcial.

Este nuevo recurso “posibilita el ingreso de los jóvenes con trastorno mental agudo que no pueden ser tratados de manera ambulatoria”, cuya estancia media en la unidad oscila entre una y tres semanas y se puede prolongar hasta un mes.

La unidad “persigue reducir al máximo el impacto de la hospitalización y que durante este periodo de ingreso el adolescente pueda mantener la máxima similitud con la vida cotidiana y su actividad habitual”, por lo que permite tanto la continuidad académica de los pacientes como actividades físicas, recreativas y de socialización.

El nuevo recurso se suma a los ya existentes en los hospitales Gregorio Marañón, Niño Jesús y Puerta de Hierro, y cuenta con 24 plazas en habitaciones individuales y dobles, un área para terapia ocupacional y psicomotricidad, dos espacios polivalentes para actividades en grupo o familiares, una sala para el uso nuevas tecnologías y otra de actividades académicas.

Los pacientes reciben asistencia de un equipo multidisciplinar formado por psiquiatras, psicólogos clínicos, enfermeras y auxiliares de enfermería, terapeutas ocupacionales y trabajadores sociales, entre otros profesionales.

El jefe del Servicio de Psiquiatría del Hospital 12 de Octubre, Gabriel Rubio, ha señalado que tras el primer desconfinamiento se observó un aumento “de los problemas de salud mental no solo en la población adulta, sino también de la población infanto—juvenil”.

Los profesionales achacan este aumento de los problemas psiquiátricos en la población adolescente a que se vieron “privados de ese efecto de estabilización que tenían las familias, el colegio y los amigos”, señala Rubio.

La demanda de atención ha subido «un 20% en trastornos de la conducta alimentaria y un 10% en las conductas autolesivas, los cuadros más prevalentes entre la población adolescente», según la coordinadora de la Oficina Regional de Salud Mental, Mercedes Navío, para quien se trata de “un fenómeno global”.EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here