Vox mandará sus condiciones a Cibeles para apoyar ordenanza de movilidad

0
152
Fuente: Twitter

Madrid, 14 jun (EFE).- Vox no ve con buenos ojos «en principio» el anteproyecto de movilidad sostenible que el equipo de José Luis Martínez-Almeida ha elaborado tras la anulación por el Tribunal Superior de Justicia del texto que sostenía Madrid Central, por lo que enviará al Gobierno de PP y Cs sus «condiciones o exigencias» para votar a favor.

Vox confía, asimismo, en que el alcalde revertirá la zona de bajas emisiones de Manuela Carmena que la justicia anuló por defectos formales de la ordenanza en que se regía.

Los cuatro ediles de Vox Javier Ortega Smith, Pedro Fernández, Arantxa Cabello y Fernando Martínez Vidal– han expuesto este lunes ante los medios el balance de su actuación en diferentes áreas municipales coincidiendo con el ecuador del Gobierno de PP y Ciudadanos.

Para Martínez Vidal, responsable en temas de Medio Ambiente y Movilidad, queda «todo el mes de junio para fijar la postura del grupo municipal en la ordenanza de movilidad».

La Junta de Gobierno del ayuntamiento aprobó el 27 de marzo el anteproyecto de la nueva ordenanza, que cambiará Madrid Central por la Zona de Bajas Emisiones de Especial Protección (ZBEDEP), con restricciones para vehículos contaminantes que en principio serán para el distrito Centro y el entorno de Plaza Elíptica.

«Estamos estudiando el proyecto que presenta el equipo de Gobierno y estamos seguros de que el alcalde va a cumplir su compromiso en el programa del PP y también el mismo compromiso que firmó con Vox en el acuerdo de investidura de revertir Madrid Central«, ha agregado.

Almeida llegó «a la Alcaldía al grito» de que «se acabó Madrid Central», confían en que «cumpla con su compromiso», aunque entiende que «seguramente tienen algún problema para cumplir con su palabra de revertir Madrid Central» porque Ciudadanos «no es partidario de ello sino de hacer mejoras».

El nuevo texto de 1.300 páginas incorpora «modificaciones a la mitad de los artículos» del anterior «pero mantiene intactos artículos que más han complicado la vida a la gente» relativos a «prohibiciones, restricciones, sanciones, denuncias, persecución al vehículo». En cualquier caso «lo que hay que hacer es consultar a los madrileños», ha dicho.

«Esta ordenanza que nos presenta el alcalde en principio no nos gusta», según el grupo, que presentará «las condiciones o exigencias para poder contar con el voto favorable de Vox en el pleno de julio».

El portavoz municipal, Javier Ortega Smith, ha destacado el «tremendo esfuerzo que nos obliga a hacer este Gobierno de PP y Ciudadanos» para que «cumplan con lo pactado». A su juicio, «intentan hacerse los remolones y no llevar a cabo aquellas cuestiones que a ellos no les gustan pero que son parte del acuerdo», y al final «lo han hecho porque no les quedaba más remedio».

«Es como si Madrid hubiera un alcalde y una alcaldesa y cada uno fuera por su lado», y hay muchas medidas que no salen adelante porque «el PP te dice que Cs no le deja, o Cs quiere impulsarla y la otra mitad del Gobierno no le deja», según Ortega Smith.

Vox ha traído «aire fresco» al Consistorio al tratar asuntos que la «derechita cobarde» no habría hecho -como «la ideología de género»-, al posibilitar que salieran adelante proyectos como la Operación Chamartín, según el portavoz municipal. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here