El rey valora la unión que aporta el Camino de Santiago, que “sigue vivo”

0
152
Año Xacobeo, recorrido de los Reyes

EFE.-El rey Felipe VI ha valorado la Ruta Jacobea como símbolo de unión del patrimonio histórico y cultural de los lugares que lo jalonan, y ha respaldado la colaboración institucional para promocionar y proteger un Camino que “sigue vivo” tras siglos de peregrinaje y pese al “silencio” en el que hasta hace poco lo ha sumido la pandemia.

Ha sido en la intervención con la que don Felipe ha cerrado el acto institucional de apertura del Año Xacobeo 2021-22, al que han asistido los presidentes y representantes de ocho comunidades por las que discurren los caminos Francés y de la Costa, celebrado este lunes en la localidad navarra de Roncesvalles, puerta de entrada secular de la Ruta Jacobea a la península Ibérica.

El Rey, en su intervención señaló que “…cada paso y cada kilómetro de la Ruta Jacobea son realmente mágicos y dinamizadores. El Camino de Santiago es un auténtico elemento transformador y tiene una especial relevancia para todos los territorios por los que transcurre. No podemos ignorar que desde hace muchos siglos, incluso desde los primeros peregrinos, hay un efecto claro de impacto económico en el entorno, de intercambios y prosperidad; como también lo hay en la constante búsqueda de un equilibrio que hoy identificamos con la sostenibilidad…”, también recordó que “…el Camino ha unido siempre el patrimonio histórico y cultural de los países, las regiones y comarcas que recorren los peregrinos en su ruta hacia Santiago. Y retomar la actividad jacobea, con las recomendaciones actuales, nos permite recuperar una de sus funciones principales: la vertebración del territorio…”

Don Felipe destacó que “…en estos momentos necesitamos reencontrarnos con todo lo que acompaña y genera el Camino a Santiago (en todas sus rutas): su sentido profundo y espiritual, la recuperación de las relaciones sociales, el intercambio de experiencias, y una actitud, un comportamiento siempre constructivo y respetuoso con la Naturaleza. Todo ello nos enriquecerá y ayudará a superar esta crisis en el presente y con una mirada esperanzadora en el futuro…”

Tras finalizar este acto conmemorativo con una interpretación musical, Don Felipe y Doña Letizia se dirigieron a la Capilla de San Agustín, donde se realizó una ofrenda floral ante el sepulcro del Rey de Navarra, Sancho VII el Fuerte.

Sus Majestades los Reyes finalizaron esta visita con un recorrido por la capilla y un encuentro con los asistentes.

Acompañaron a los Reyes, el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Nuñez Feijóo; el presidente de la Comunidad Autónoma de Cantabria, Miguel Ángel Revilla; la presidenta de La Rioja, Concepción Andreu; el presidente de Aragón, Francisco Javier Lambán; el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco; el presidente del Parlamento de Navarra, Unai Hualde; el delegado del Gobierno en la Comunidad Foral de Navarra, José Luis Aristi; la consejera de Cultura, Política Lingüística y Turismo del Principado de Asturias, Berta Piñán; el viceconsejero de Cultura del Gobierno Vasco, Andoni Iturbe; y los alcaldes de Roncesvalles y de Valcarlos, Luis Echeverría Echavarren y Fernando Alzón, respectivamente; autoridades del Gobierno de navarra; así como la directora general de Industrias Culturales, Propiedad Intelectual y Cooperación, Secretaria del comité Ejecutivo Jacobeo, Adriana Moscoso del Prado.

El Camino de Santiago de Compostela, fue declarado por la UNESCO Patrimonio Mundial de la Humanidad en su reunión de Cartagena de Indias en 1993.

La citada importantes efemérides tiene lugar los años en que la festividad de Santiago Apóstol, 25 de julio, cae en domingo. La última celebración fue en 2010. Aproximadamente en cada siglo se celebra en 14 ocasiones.

La UNESCO en el 2015 completó su declaración de 1993 incorporando como Patrimonio Mundial a los Caminos del norte y de la costa, con la denominación de Caminos de Santiago de Compostela, Camino Francés y Caminos del Norte de España.

Roncesvalles viene siendo el punto de partida de los peregrinos, lugar donde se puede obtener la llamada Credencial, documento que acredita su condición. Este itinerario parte de la Real Colegiata de Santa María de Roncesvalles, del siglo XIII, iglesia de estilo gótico primitivo, sin apenas adornos, de austera y sencilla decoración, donde destaca la imagen gótica del siglo XIV de la Virgen con el niño en brazos y la impresionante estatua yacente del rey navarro Sancho VII, el Fuerte.

Desde Puente de la Reina, lugar donde se une con el Camino de Santiago Aragonés y a la que da nombre su puente románico, atraviesa distintos municipios hasta llegar a Santiago de Compostela.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here