Dos dosis de J&J pueden reducir un 85 % la hospitalización por ómicron

0
363
Johnson & Johnson, creada por su filial belga Janssen, sólo hace falta una inyección para lograr la inmunización.

EFE.-Las personas vacunadas con dos dosis de Johnson and Johnson (J&J) pueden estar protegidas en un 85 % de necesitar hospitalización tras contraer covid-19 con la variante ómicron, según un estudio realizado en Sudáfrica cuyos detalles fueron revelados hoy.

La investigación se realizó sobre una muestra de 69.092 trabajadores sanitarios a los que se les administró una inyección de refuerzo de J&J (la misma fórmula que ya habían recibido para su primera dosis) entre el 15 de noviembre y el 20 de diciembre.

En esas fechas, Sudáfrica atravesaba su cuarta gran ola de contagios de covid-19, impulsada por la variante ómicron.

Los investigadores observaron, en concreto, que la eficacia frente a la hospitalización se se situaba en el 63 % poco después de la segunda inoculación y que la protección «crecía con el tiempo», hasta situarse en el 84 % al cabo de dos semanas y en el 85 % a partir de un mes desde el refuerzo.

El estudio, que cuenta con la reputada investigadora Linda-Gail Bekker entre sus principales firmas, ha sido hasta el momento publicado como preimpresión y debe ser sometido a la revisión de pares de la comunidad científica.

Sudáfrica comenzó a ofrecer dosis de refuerzo a su población general la semana pasada, pero antes de entrar en vigor esta medida ya las había comenzado a aplicar a sus trabajadores sanitarios dentro de un programa especial denominado «Sisonke».

Las fórmulas utilizadas para la vacunación anticovid en este país, que fue el primero en dar la alerta sobre la detección de ómicron a finales de noviembre pasado, son las de Pfizer y Johnson.

Con unos 3,4 millones de casos acumulados y casi 91.000 muertes, Sudáfrica es el epicentro de la pandemia de covid-19 en el continente africano.

La tasa de vacunación, sin embargo, es aún baja, ya que solo alrededor del 27 % de la población tiene la pauta completa.

La actual ola de contagios impulsada por ómicron, aunque está provocando un mayor número de contagios que otras variantes, está dejando una proporción notablemente inferior de muertes y hospitalizaciones.

Es la cuarta vacuna contra el nuevo coronavirus aprobada en la Unión Europea: se trata de la vacuna de la farmacéutica de la estadounidense Johnson & Johnson, creada por su filial belga Janssen. Una clara ventaja de la vacuna respecto a las precedentes es que sólo hace falta una inyección para lograr la inmunización.

Sudáfrica se convirtió en el primer país del mundo en permitir el uso de la vacuna de Johnson & Johnson el 17 de febrero. En Estados Unidos, la vacuna recibió la aprobación de emergencia de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) diez días después. También está aprobada en Canadá desde principios de marzo.

La vacuna de Johnson & Johnson es una vacuna vectorial que, al igual que el Sputnik V o la vacuna desarrollada por la Universidad de Oxford/Astra-Zeneca, se basa en un adenovirus atenuado y modificado. (La de AstraZeneca utiliza un adenovirus de chimpancé, Sputnik V uno humano).

Como sus hermanas (o rivales) el adenovirus «lleva», o transporta, información genética de la glicoproteina «S», que usa el coronavirus para infectar las células humanas.

Estos son reproducidos por las células y activan el sistema inmunitario humano, que puede entonces producir anticuerpos (contra el coronavirus).

La vacuna de Janssen utiliza ADN en lugar de ARN como las vacunas de Moderna o Pfizer. Este «mensaje» genético es menos frágil por lo que su conservación es menos complicada.

Ingredientes vacuna de Johnson & Johnson :

Además del adenovirus modificado genéticamente del serotipo 26 (Ad26), la vacuna contiene los siguientes ingredientes, según la FDA:

Ácido cítrico monohidratado: ácido cítrico, un ácido de la fruta que contiene una molécula de agua por molécula

Etanol: Alcohol

2-Hidroxipropil-β-ciclodextrina (HBCD): un polímero basado en moléculas de glucosa que aumenta la solubilidad

Polisorbato-8: Un aditivo que disuelve las grasas y que también se encuentra en la vacuna de Astra-Zeneca

Cloruro de sodio: sal de mesa

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí