El programa de Moreno, 2.000 propuestas con mucha economía y menos impuestos

0
113
Juanma Moreno con el lider del PP Núñez Feijóo. Foto archivo

EFE.- El presidente andaluz y candidato del PP a la reelección, Juanma Moreno, apuesta en su programa electoral por una línea continuista en la acción de Gobierno y sitúa a la economía como pilar de sus promesas, entre las que destaca otra bajada de impuestos que calculan en 520 millones de ahorro para las familias.

Moreno aboga por un programa de propuestas «serias, responsables y realistas, alejadas de planteamientos simples y populistas», que se unen a su promesa de retomar las leyes que han quedado pendientes en el Parlamento, entre ellas la de los regadíos de Doñana.

El PP dedica gran parte de su programa a la economía y también deja clara su posición en algunos asuntos que Moreno ya ha marcado como «líneas rojas» para los pactos tras las elecciones, como son la defensa del Estatuto de Autonomía y del autogobierno, o la lucha contra la violencia machista y contra el cambio climático.

A nivel de fiscalidad, se comprometen a deflactar a tarifa del IRPF en los primeros tres tramos de renta para compensar la subida de precios, así como a aumentar las cantidades que quedan exentas en aplicación del mínimo personal y familiar del tramo autonómico.

Se continuará con la bajada progresiva del Impuesto de Patrimonio hasta su eliminación definitiva y se reducirá el Impuesto de Sucesiones y Donaciones para hermanos, tíos y sobrinos.

También habrá deducciones del IRPF para empresas tecnológicas, bonificación del Impuesto de Transmisiones y de Actos Jurídicos, y una revisión de la fiscalidad medioambiental, todo ello enmarcado en lo que denominan «segunda bajada masiva de impuestos».

ley de salud integral

En el ámbito sanitario, se promoverá una Ley de Salud Integral, se eliminarían cinco entes instrumentales y se llevará a cabo antes de final de año un proceso de estatutarización de los 9.000 trabajadores laborales de las extintas agencias, que mejorarán sus condiciones.

El personal del SAS se verá beneficiado por el acuerdo de mejora para 72.000 profesionales y se aprobarán unos estatutos del SAS.

En Atención Primaria se continuará «la reforma», con la consulta de acogida y la figura de las enfermera referente escolar, en los hospitales promete reducción de las listas de espera y la creación de una categoría de Médico de Urgencia Hospitalaria.

EDUCACIÓN YPLAN DE AYUDA A LA MATERNIDAD

En el sector educativo, el PP promete seguir garantizando la libertad de elección de centro, aumentando la inversión presupuestaria, una bajada progresiva de las ratios, mejorar el sistema de becas y ayudas, y progresar en la gratuidad de la Educación Infantil.

En cuanto a la asistencia social, el objetivo será reducir las listas de espera para la Ley de Dependencia, modernizar los centros residenciales o aumentar el número de plazas, entre decenas de propuestas.

Los populares quieren aprobar también una Ley de Familias y un plan de apoyo a la natalidad.

Además, el PP promete una Ley de Tauromaquia de Andalucía, el impulso a los festejos, el apoyo a la ganadería de toro bravo, y desarrollar proyectos educativos de la mano de las escuelas taurinas.

En el sector público, Moreno seguiría con las auditorías y apostaría por modernizar la RTVA.

Entre las propuestas en materia de Igualdad, hay un apartado específico para la violencia machista, donde se apuesta por un pacto andaluz y se promete el primer plan integral de sensibilización y prevención.

El PP defenderá la ampliación de supuestos para la aplicación de la prisión permanente revisable para evitar casos de reincidencia y para mayor pena para quienes, en caso de asesinato, ocultan el cadáver deliberadamente en beneficio propio.

Ciudadanos se agarra a las andaluzas para salvar los restos

Salvar los restos de las sucesivas debacles electorales es el objetivo con el que Ciudadanos afronta las elecciones andaluzas y lo hacen con la esperanza de lograr los escaños necesarios para ser determinantes en el gobierno de Juanma Moreno, al que todas las encuestas dan como ganador, y poder resistir en 2023.

Son las mismas encuestas que sitúan a los naranjas al borde de la desaparición en el Parlamento andaluz, donde solo obtendría un 4,9 por ciento de los votos y entre dos y tres escaños en el mejor de los escenarios, después de irrumpir en 2018 con 21 diputados y entrar en el Ejecutivo con el PP.

El candidato de Ciudadanos y vicepresidente de la Junta, Juan Marín, es el último bastión de poder de la formación naranja en los gobiernos autonómicos y llega a las elecciones del 19 de junio con la difícil tarea de vencer a los malos augurios que, en forma de encuestas, sitúan a su partido casi en la irrelevancia en Andalucía.

Marín, después de tres años y medio de gobierno bipartito con el PP, se lo juega todo en los próximos comicios autonómicos, en los que se presagia un importante derrumbe de Ciudadanos, en línea con lo que ya ha ocurrido en otros procesos electorales anteriores.

Vox busca tocar poder en San Telmo para ser creíble como fuerza de gobierno

Vox acude a las elecciones andaluzas del próximo 19 de junio con la intención de tocar poder en San Telmo, mostrar desde el gobierno andaluz su capacidad para alcanzar la Moncloa y exhibirse como un recambio del bipartidismo que alternativamente ha dirigido España desde la Transición.

Un cambio político en Andalucía para cambiar España. Ese es uno de los mensajes más repetidos durante la precampaña por los distintos dirigentes de Vox, que están apostando fuerte en estos comicios vitales para sus aspiraciones en Madrid.

La irrupción de Macarena Olona como candidata de Vox a la Presidencia de la Junta de Andalucía podría convertirse en un misil en la mayoría «suficiente» a la que aspira el candidato a la reelección, el popular Juanma Moreno, quien podría estar condenado a entenderse con una figura política que se postula para desempeñar un papel importante en las próxima legislatura.

«¿Está dispuesto Juanma Moreno a ser mi vicepresidente?», declaró en una entrevista Macarena Olona, en un nuevo envite dirigido a medir el temple del electorado conservador que se debate entre la apuesta por la continuidad del proyecto moderado de Moreno o el que quiere acabar «con la tiranía roja de los últimos 40 años (PSOE) y los de esta legislatura», en alusión al Gobierno de coalición PP-Cs, con apoyo parlamentario de Vox.

Nacida en Alicante en 1979, Macarena Olona se licenció en Derecho con premio extraordinario en la universidad de esa ciudad e ingresó en el cuerpo de abogados del Estado en 2009. Fue abogada jefe del Estado en el País Vasco entre 2012 y 2017, una etapa en la que, entre otros asuntos, armó jurídicamente recursos contra la realización de homenajes a los presos de ETA.

Tras este periplo, Olona llegó a la secretaría general de Mercasa, empresa pública que presta servicio al conjunto de la cadena alimentaria y en la que tuvo que investigar comisiones ilegales por valor de hasta 20 millones de euros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here