Las obras del intercambiador de Valdebebas comenzarán a finales de agosto

0
128
Vista de Valdebebas

Madrid, 17 ago (EFE).- La Comunidad de Madrid comenzará a finales del mes de agosto las obras de construcción del intercambiador de transportes de Valdebebas, con una inversión de 30 millones de euros y un plazo de ejecución de catorce meses.

El consejero de Transportes e infraestructuras, David Pérez, lo ha avanzado, tras recorrer la parcela donde se asentará este proyecto que conectará la ampliación de la línea 11 de Metro con el tramo norte de la red de Cercanías y los autobuses urbanos.

La nueva infraestructura intermodal, que dará cobertura a la Ciudad de La Justicia y al Hospital público Enfermera Isabel Zendal, estará ubicada en la avenida de Manuel Fraga Iribarne y enlazará directamente con la red de Metro, gracias a la prolongación de la línea 11; el tramo norte de Cercanías C-1 y C-10; las líneas de autobuses urbanos 171 y 174; el futuro Bus de uso Prioritario que circulará a lo largo de todo el desarrollo de Madrid Nuevo Norte, y la parada del servicio de taxi.

El edificio tendrá una superficie de 6.835 metros cuadrados distribuidos en dos plantas y contará con áreas de espera para autobuses y taxis, información y un vestíbulo, con aseos, en la zona de Cercanías, además de locales para uso comercial, ha precisado en una nota la Administración regional.

Pérez ha indicado que «el intercambiador dotará al barrio de Valdebebas de mejores conexiones con el transporte público y permitirá la reducción de los tiempos en los desplazamientos de los viajeros, al igual que se disminuirá la huella de carbono favoreciendo al medio ambiente».

«Los intercambiadores son espacios intermodales donde se da entrada a la red de transporte y se da opción al ciudadano a elegir la forma de transporte que quiere combinar», ha explicado el consejero.

El de Valdebebas es el primero de los cuatro intercambiadores que va a construir la Comunidad de Madrid y que «ya en este momento están lanzados», junto a los de Conde Casal, el Distrito Norte y el de Legazpi. Se sumarán a los cinco ya existentes en estos momentos.

Pérez ha destacado que el intercambiador de Valdebebas, que estará terminado a finales de 2023, tiene la finalidad de dotar de medios de transporte a los nuevos desarrollos urbanísticos, al tiempo que dará servicio a la Ciudad de la Justicia, al Hospital Enfermera Isabel Zendal, al Real Madrid y otros espacios que se encuentran en esta zona, que se ha convertido en un «eje neurálgico» de actividad en toda la Comunidad de Madrid.

El intercambiador de Valdebebas va a ser «un ejemplo de innovación, de accesibilidad y de eficiencia energética» y que será «uno de los puntos clave de la movilidad del futuro de la región», ha subrayado el consejero.

Mientras tanto, el secretario general del PSOE-M, Juan Lobato, ha criticado la situación en la que se encuentra el desarrollo de este infraestructura porque, según asegura en declaraciones remitidas a los medios, «no es serio que en 2021 presentaran una maqueta del nuevo intercambiador de Valdebebas y ahora, en pleno agosto de 2022, visiten una parcela vacía donde no se ha movido ni un gramo de tierra».

Debido a las grandes dimensiones de la parcela, también se creará una gran plaza anexa al intercambiador y un espacio más recreativo, de 17.000 metros cuadrados de superficie, donde se instalarán zonas verdes. Además, se construirá un aparcamiento de cerca de 900 metros cuadrados. EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí