Sánchez Mato y Mayer no dimiten pese a estar investigados por tres delitos La denuncia fue presentada sin el conocimiento de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, que la calificó de "error"

0
221
Carlos Sánchez Mato
Carlos Sánchez Mato, concejal Ayuntamiento Madrid

EFE.- Los concejales del equipo de Gobierno de Manuela Carmena Carlos Sánchez Mato y Celia Mayer investigados en un juzgado de Madrid por encargar a dedo informes para denunciar el Open de Tenis ante la Fiscalía Anticorrupción, pero ya han anunciado que no dimitirán.

 

Los ediles tendrán que declarar en calidad de “querellados”, es decir, investigados, el próximo 18 de septiembre, al igual que la ex consejera delegada de Madrid Destino Ana Varela, por los presuntos delitos de malversación de fondos públicos, prevaricación y delito societario.

Sin embargo, Sánchez Mato y Mayer no dimitirán, ya que entienden que su actuación al denunciar el Open de Tenis no incumple el código ético de Ahora Madrid al ser su imputación consecuencia directa de alertar ante la Fiscalía de posibles irregularidades en el contrato suscrito entre el exalcalde Alberto Ruiz-Gallardón (PP) y la empresa Madrid Trophy Promotion para la celebración del torneo hasta 2021.

Ambos han anunciado que pagarán su defensa

El juzgado de instrucción número 21 de Madrid ha admitido a trámite la querella presentada por el grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Madrid contra los dos ediles, en la que denunciaban que los tres responsables municipales encargaron ‘a dedo’ dos informes externos de 50.000 euros para denunciar el convenio de gestión del torneo de tenis.

Entre sus argumentos, consta que la aportación municipal al torneo era al inicio de 1,5 millones de euros anuales, una cantidad que se incrementó en 2009 hasta 5,3 millones y al año siguiente fue de 10,4 millones. Sin embargo, tres estudios municipales descartaron irregularidades en esos contratos.

La denuncia fue presentada sin el conocimiento de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, que la calificó de “error” y, posteriormente, destituyó a los tres responsables municipales del consejo de administración de la empresa pública Madrid Destino. La regidora ha transmitido, desde su viaje en Montreal (Canadá), su apoyo a sus dos concejales.

La portavoz del gobierno municipal, Rita Maestre, ha trasladado el respaldo “firme” de Carmena y de Ahora Madrid a Sánchez Mato y Mayer.

Según Maestre, la actuación de los concejales fue “perfectamente legal” y legítima y por ello no dimitirán, ya que el código ético de Ahora Madrid está hecho para sancionar conductas que impliquen “enriquecimiento personal”.

“No nos lo vamos a plantear de momento”, ha respondido Mayer, al tiempo que ha comentado que en sus dos años de Gobierno el equipo de Manuela Carmena ha recibido diez denuncias que en la mayoría de los casos se han archivado o de las que los ediles han resultado absueltos.

Para Sánchez Mato su situación no tiene nada que ver con la de la delegada del Gobierno, Concepción Dancausa. “Somos ariete contra la corrupción, por eso no solo no vamos a dimitir sino que además perseveraremos en nuestros esfuerzos para que haya transparencia”, ha subrayado.

Pero el PP sí ha exigido la renuncia o el cese inmediato de los ediles, a quienes se ha referido como presuntos “tridelincuentes”, y se ha preguntado si van a cumplir el código ético de Ahora Madrid.

En esta línea, se ha mostrado la presidenta regional, Cristina Cifuentes, quien ha comentado que Sánchez Mato y Mayer tienen una “ocasión excelente” para demostrar su compromiso “contra la corrupción y a favor de la regeneración democrática”. “Ya están tardando”, ha dicho.

La portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Madrid, Purificación Causapié, ha evitado pedir expresamente la dimisión de los ediles, pero sí ha pedido a Carmena que “reflexione” sobre “si quiere seguir acompañada” de ellos.

Ciudadanos, por su parte, ha presentado en el Pleno municipal una propuesta para la reprobación de ambos y la creación de una comisión de investigación sobre su caso, según ha señalado la portavoz de la formación naranja, Begoña Villacís.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here