Modifican el contrato de la operación Chamartín sin cambiar el precio pactado

0
304
Maqueta "Madrid, Nuevo Norte". Fuente: Twitter

Madrid,  (EFE).- Los Consejos de Administración de Adif y Adif Alta Velocidad y Renfe Operadora han autorizado hoy una modificación del contrato suscrito con Distrito Castellana Norte (DCN) para desarrollar la operación Chamartín con el fin de adaptarlo al nuevo planeamiento urbanístico de Madrid, sin cambiar el precio ni la forma de pago pactada.

Este cambio, que está avalado por un informe favorable de la Sociedad Estatal de Gestión Inmobiliaria de Patrimonio (Segipsa), se adapta al nuevo marco urbanístico establecido en la modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana «Madrid Nuevo Norte», aprobada inicialmente el pasado 20 de septiembre por el Ayuntamiento de Madrid, precisa en un comunicado el Ministerio de Fomento.

Lo más relevante en esta modificación contractual es que, a pesar de que la superficie a transmitir a DCN por parte de las entidades ferroviarias se ha reducido en 798.366 metros cuadrados y de que la edificabilidad neta atribuible a los suelos ferroviarios se ha reducido en 575.246 metros cuadrados (un 31,02 por ciento), se mantiene «inalterado tanto el precio establecido en el contrato vigente como la forma de pago pactada», señala Fomento.

Esto ha sido posible gracias al acuerdo con DCN, así como por la evolución favorable del mercado inmobiliario en la zona norte de Madrid y por haberse trasvasado edificabilidad de la zona al norte de la Calle 30 a la zona sur en el entorno de la estación de Chamartín (zona de mayor valor inmobiliario).

También ha contribuido a este logro para las entidades ferroviarias la configuración, junto a la estación, de un gran centro de negocios -Central Business District (CBD)-, con un gran potencial inmobiliario.

El Ministerio de Fomento destaca la importancia de este proyecto no sólo desde el punto de vista ferroviario, sino «muy especialmente» para la ciudad de Madrid, que se beneficiará de la creación de una nueva área de desarrollo urbanístico, económico y social.

Madrid Nuevo Norte permitirá poner fin a «la brecha abierta por el ferrocarril en el norte de la capital», conectando barrios que hasta ahora permanecían separados y haciendo posible la creación de nuevos espacios y dotaciones públicas, subraya el Departamento que dirige José Luis Ábalos.

Asimismo, se fomentará el transporte sostenible, con especial incidencia en las redes de Cercanías y Metro.

El proyecto para la nueva estación de Chamartín (actualmente en fase de estudio informativo), que será posible gracias al desarrollo de «Madrid Nuevo Norte», contempla la ejecución de seis nuevas vías de ancho estándar, la ampliación del vestíbulo de alta velocidad y del paso inferior entre andenes, además de un nuevo aparcamiento.

También comprende una nueva terminal norte, destinada tanto a los tráficos de alta velocidad como a los de Cercanías, y una nueva plataforma para doble vía de ancho estándar desde Chamartín hasta Fuente de la Mora.

Las partes han pactado que si el nuevo marco urbanístico que se desprende de la modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana de Madrid, aprobada inicialmente el pasado 20 de septiembre, no se aprueba definitivamente antes del 31 de diciembre de 2021 (sin modificaciones sustanciales) el contrato suscrito con DCN se resolvería si no se negociara un nuevo contrato en el plazo de dos meses desde entonces.

En un comunicado, Distrito Castellana Norte resalta el acuerdo alcanzado con Adif para prorrogar durante un plazo de tres años el contrato que otorga a la promotora los derechos sobre los terrenos del gestor ferroviario en la zona norte de Madrid.

El principal objetivo de esta prórroga, con validez hasta el 31 de diciembre de 2021, es fijar un plazo suficiente para afrontar con plenas garantías las últimas fases de la tramitación administrativa de esta actuación de regeneración del norte de Madrid.

«La renovación del contrato pone de manifiesto la voluntad de ambas partes para llevar a cabo esta actuación de interés general para la ciudadanía en la que llevamos años trabajando y supone un importante paso adelante que va a permitir concluir con éxito un proyecto clave para la ciudad de Madrid y sus ciudadanos», ha asegurado el presidente de DCN, Antonio Béjar.

El proyecto prevé la construcción de 10.500 viviendas, el 20 por ciento de ellas con algún tipo de protección pública, lo que supone el doble de lo que exige la ley para los nuevos desarrollos. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here