Villacís niega que ocultara una sociedad y denuncia intereses electorales

0
414

Madrid,  (EFE).- Begoña Villacís, la portavoz de Ciudadanos y aspirante de la formación a la Alcaldía de Madrid, ocultó durante tres años en sus declaraciones la sociedad profesional y patrimonial que administraba junto a su marido, según ha publicado este martes el diario ABC, una información que la edil ha negado y ha atribuido a intereses electorales.


Villacís ha asegurado que desde que ocupa el cargo de concejal en el Ayuntamiento de Madrid en 2015 no ha participado en ninguna sociedad patrimonial, ya que se desvinculó de la misma en 2009 cuando vendió a su esposo, el abogado Antonio Suárez-Valdés, las acciones de Iuriscontencia SL.

Según publica el diarioVillacís no informó hasta 2018 de su cese como administradora de la sociedad, una actividad que no figura en sus declaraciones de los tres años anteriores, como obliga la Ley de Transparencia al ser concejal del Ayuntamiento de Madrid.

Días antes de que tomara posesión de su acta en mayo de 2015, su marido inscribió en el Registro Mercantil una declaración de unipersonalidad de la sociedad, de forma que Villacís traspasaba su parte de la empresa a su esposo, pero continuó como administradora solidaria, lo que le obligaba a reflejarlo en su declaraciones de bienes y actividades de 2015, 2016 y 2017.

«Si tuviese una empresa lo hubiera declarado sin ningún tipo de problema, pero como no la tengo no la puedo declarar», ha afirmado hoy en declaraciones a los periodistas Villacís, candidata a ponerse al frente del Ayuntamiento de la capital que no ha sido designada formalmente.

Para Villacís esta información es «un ataque» con intereses electorales, y ha pedido al periódico que rectifique. «Yo no me desvinculé de la empresa ni ahora, ni hace dos meses ni hace tres; fue seis años antes de entrar en política», ha afirmado.

No obstante, ha reconocido un «error»: que hasta 2018 no informó al registro mercantil de que ya no era administradora solidaria de la sociedad de su marido.

El órgano de administración de la empresa había acordado en 2011 el cese de Begoña Villacís como administradora solidaria de la sociedad patrimonial y profesional y el nombramiento de su marido como administrador único, un nombramiento del que no se informó al registro.

Fue en 2018, un día después de que la publicación El Salto informase de que la portavoz de Ciudadanos había ocultado en su declaración de bienes su participación en la sociedad, cuando la edil fue al Registro Mercantil para trasladar que desde 2011 no era administradora solidaria y, posteriormente, al pleno municipal.

La aspirante a la Alcaldía no tenía participaciones en la sociedad desde 2009, según consta en la escritura de compraventa facilitada hoy por la portavoz de Cs a los periodistas. Sin embargo, su marido no inscribió en el registro mercantil la declaración de que es administrador único hasta mayo 2015.

Tras la publicación de esta información, el portavoz del PP en el Ayuntamiento, José Luis Martínez-Almeida, ha pedido a Villacís que se plantee si puede poner «un listón de ejemplaridad» para los demás y uno distinto para sí misma.

En esta línea, el presidente regional, Ángel Garrido, ha considerado que los «listones éticos» deben ser los mismos «para todos».

Desde el PSOE, la portavoz en el Ayuntamiento, Purificación Causapié ha reclamado a Villacís que dé «explicaciones claras» sobre lo que la socialista considera una «muy grave» vulneración de la normativa de transparencia. «Quien miente sobre su patrimonio seguramente puede mentir sobre muchas más cosas», ha apostillado.

Para la portavoz de Podemos en la Asamblea, Clara Serra, Villacís ha quedado «desacreditada» tras haber «mentido» y haber «hecho trampas» para «pagar menos impuestos» por medio de una sociedad.

La portavoz del Ayuntamiento, Rita Maestre, ha pedido a Villacís que explique si utilizo esa sociedad para adquirir la vivienda en la que reside. El periódico ABC también asegura que la sociedad tiene hasta dos millones de euros en propiedades inmobiliarias.

«De lo que estamos hablando es de si se obtienen o no beneficios fiscales que, aunque sean legales, pueden no ser demasiado morales», ha dicho la edil de Ahora Madrid.

Por otra parte, fuentes de Ciudadanos han explicado a EFE que la sociedad mercantil adquirió un solar con objeto de venderlo en Villafranca del Castillo, urbanización perteneciente a Villanueva de la Cañada, donde luego se edificó la vivienda donde ha vivido la familia hasta hace poco.

Sin embargo, las mismas fuentes han asegurado que a causa de la crisis no pudieron hacerlo y fue entonces cuando decidieron convertirlo en su vivienda habitual. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here